Responsabilidad social en épocas de pandemia


Responsabilidad social son dos palabras que se vienen escuchando muy a menudo en diferentes mensajes que tratan de explicar el apego a las normas y cambios de conducta que nos impuso la aparición de la pandemia por coronavirus.

A pesar que no hay una definición completamente aceptada podemos decir que Responsabilidad social es “…la teoría ética o ideológica que una entidad ya sea un gobierno, corporación, organización o individuo tiene una responsabilidad hacia la sociedad. Esta responsabilidad puede ser “negativa” significando que hay responsabilidad de abstenerse de actuar (actitud de “abstención”) o puede ser “positiva”, significando que hay una responsabilidad de actuar, (actitud proactiva)”.

Los orígenes de responsabilidad social se remontan a los inicios de la civilización cuando el hombre comenzó a formar parte de comunidades, al principio arcaicas y luego mas organizadas. Al principio con costumbres, luego normas y leyes, pero siempre procurando la conveniencia y el bien común para asegurar su supervivencia.

Podemos hablar de diferentes responsabilidades sociales ya sean corporativas, empresariales, individuales, gubernamentales etc etc. Sin embargo a la que me quiero referir en esta oportunidad es la referida con la aparición de la pandemia por coronavirus.

Esta enfermedad de la que todavía no se tiene cura ni vacuna, y solo disponemos de cambios de conductas y cambios de hábitos, tiene mucha relación con el apego a esas normas nuevas que debemos incorporar en muestras costumbres. 

Para eso están los protocolos de actuación. Esos mismos protocolos tan fríos y desalmados, como el mismo virus, nos indican los cambios que debemos realizar. Y allí están las autoridades para hacerlos cumplir y los ciudadanos para cumplirlas, porque se trata del bien común, de todos nosotros, de todos nuestros seres queridos. 

Esos protocolos mundialmente aceptados, pueden ser perfectibles, adaptados el curso de la pandemia, pero no debe quedar dudas que el lado débil de esos protocolos están en las excepciones, individuales o colectivas, porque tal como lo dije antes, el virus no tiene corazón ni sentimientos, cuando tiene la oportunidad ataca, y lo hace con los mas débiles.

La responsabilidad social de todos los ciudadanos debe estar para protegernos a nosotros mismos, y no para pedir excepciones. No se trata que las autoridades nos las impongan a la fuerza, se trata que las controlen que se cumplan, que es muy diferente.

Estará en nosotros sobrevivir.

Medidas preventivas en cuarentena


La aparición de casos positivos en el departamento Chilecito seguramente motivará una catarsis espontánea de opiniones que seguramente motivará una minuciosa autocrítica por las autoridades locales, pero más allá de quedarse en la crítica estéril quisiera aportar las medidas que considero se deberían tomar de inmediato.

A saber:

- Toda persona ingresada en Chilecito en los últimos siete días se debe confinar en hoteles/posadas destinados a tal fin con control sanitario estricto diario y con prohibición de visitas de manera estricta. Destinar personal para control de ingresos.
- Realizar análisis serológico a cada uno de ellos.
- Realizar hisopados a todos ellos.
- Adquisición por parte de la Municipalidad de test rápidos. Capacitar a personal para la realización adecuada y precisa.
- Realizar test rápidos a toda persona que ingrese al departamento Chilecito.
- Toda persona que ingrese a Chilecito, DEBE realizar cuarentena controlada en un hotel/posada, y solo con permiso de salida con serología/hisopado negativa. No es suficiente la ausencia de síntomas.
- En este sentido no debe haber excepciones, si por razones de salud la persona requiere controles médicos/sanitarios se destinará su confinamiento en el hospital en el área de aislados.
- Implementar un sistema de seguimiento en los comercios para poder realizar trazabilidad de contactos sospechosos.

      Quiero recordar lo que oportunamente manifeste, Chilecito no esta preparado para afrontar esta pandemia sin el costo de muchas vidas.

Activación del protocolo COVID'19


En tiempos de pandemia cuando los ánimos y la sensibilidad social esta al limite, la cuarentena comienza a cuestionarse, el miedo aumenta, la incertidumbre altera nuestras expectativas, existe una sobredosis de información con términos que muchos no logran comprender, seria conveniente aclarar al menos algunos.
Que significa activar el protocolo COVID ?
Significa que todos los agentes sanitarios encargados de la atención de la persona sospechosa de padecer COVID deben colocarse todos los Elementos de Proteccion Personal para poderlos atender, las personas que tuvieron contacto inmediato deben ser examinadas y analizadas.
Quien activa el protocolo ?
Siempre debe ser un Profesional Medico, quien es el único en condiciones de analizar el caso, y de acuerdo a criterios clínicos puede o no encuadrarlo dentro de ¨caso sospechoso¨establecido claramente por el Ministerio de Salud de la Nacion.
Activar el protocolo significa que la persona tiene COVID ?
Definitivamente No. Existen muchas enfermedades respiratorias que pueden tener presentación inicial como el COVID.
Luego de la activación del protocolo como sigue la persona sospechosa de padecer COVID ?
Lo recomendable es que esa persona sea llevada al hospital, donde se realizaría el examen clínico, y los análisis correspondientes. De ser necesario se realiza el escobillado nasal y faringeo que luego se enviara a La Rioja donde se realizan todos los análisis de esta enfermedad.
Todos los casos sospechosos se realizan escobillado nasal y faríngeo ?
Si existe alta sospecha, si.
Cuanto tiempo demoran los resultados?
Desde que en la ciudad de La Rioja se están realizando los exámenes los resultados están de un dia par el otro.
Que precio tiene el análisis para COVID ?
No se paga nada, esta a cargo del estado provincial. Es de destacar que solo se realiza si el paciente encuadra dentro de “caso sospechoso”.
Seria muy conveniente que todos ayudemos en esta época de pandemia, y los medios de comunicación que son fundamentales, recaben información del Hospital, antes de publicar toda información referida a este tema.
No se gana nada con una primicia de esta enfermedad, pero se puede hacer mucho daño si no se actúa con responsabilidad.

Economía o salud


En los últimos días se han publicado algunos artículos económicos relacionados a las consecuencias económicas de esta pandemia. 
Algunos de ellos hasta se atreven a evaluar el,costo de lo que significa atender al 20 % de la población más vulnerable. Los más atrevidos llegan a dimensionar que esas consecuencias pueden causar el hambre y hasta la muerte de muchas personas. 
Me parece un razonamiento muy egoísta y es por eso que me motiva expresar mis pensamientos. 
En definitiva se lleva a los médicos a cambiar las normas éticas para privilegiar la atención a la población con más posibilidades de vida por sobre aquella otra sin posibilidades de sobrevivir. 
A los médicos que atienden a estos pacientes al lado de sus camas conviviendo con esos paciente dolientes les significa un shock emocional, existencial, ético y humano con impredecibles consecuencias psicológicas y existenciales que aún nadie pude dimensionar. 
En nuestro país la máxima dirigencia política ha seguido una postura más social y humanitaria, pero sabemos que ello debe tener un sustento económico para mantenerlo en el tiempo. 
Para iniciar mi razonamiento debo decir que el mundo no será igual después de esta pandemia, la vida cotidiana, los sistemas de salud, ni la dirigencia política deberá pensar igual, ni obviamente tampoco la economía. 
Se requiere un redimensionamiento de las necesidades de una sociedad, procurando que los recursos económicos, siempre insuficientes, sean dirigidos a las pririoidades reales de la gente. 
Los médicos y científicos están trabajando en laboratorios, en los hospitales las 24 ha del día con un esfuerzo en muchos casos sobrehumanos poniendo en riesgo la propia salud y sus propias vidas. Es que esta pandemia obliga a doblegar esfuerzos. 
El desafío es muy grande porque las vidas que se esta cobrado esta pandemia son demasiadas. 
Desarrollar un medicamento nuevo o la aplicación de uno ya existente demanda mucho tiempo y esfuerzo y ni que decir el desarrollo de una nueva vacuna que también está en marcha. 
Ese esfuerzo de profesionales médicos y de dirigentes políticos debe estar acompañado por los economistas. 
Hasta ahora la economía no muestra signos de evolución, sigue mostrando recetas ortodoxas, sin contextualizarse el tiempo que vivimos y manteniendo los viejos paradigmas económicos y financieros que uso siempre. 
Esta pandemia debe ser un llamado de atención para ellos también. 
Deberán evolucionar, se deberán adoptar al nuevo mundo que nos llevó esta pandemia. 
El dilema de economía o salud debería no debería ser tal, sino que debería ser economía y salud, porque una vez más la economía debe estar la servico de la población, adaptándose a sus objetivos y metas al contexto social actual. 
El desfilo no es fácil, porque hay que cambiar parámetros, objetivos metas índices, cambiar financiamiento productivo, metas de eficiencia, política impositiva, etc etc. 
Insistió en el concepto. Hasta el día de hoy no hay vacuna y la única medida preventiva más efectiva es la cuarentena, el aislamiento social preventivo, para ello la economía debe pensar sobre estas bases y no atacar la única “vacuna” que tenemos hasta hoy. 
Tampoco escapa a este razonamiento que la salud necesita de la economía para financiarse y obtener recursos. 
Es por ello que el desafío de la economía será evolucionar y adaptarse y no encerrarse en conceptos económicos pre pandemia.

Que deberíamos aprender de la crisis Coronavirus ?


Quienes son los verdaderos ídolos en una sociedad. 
El verdadero valor de la solidaridad social
Que la opinion de los expertos siempre debe ser escuchada por encima de intereses económicos y políticos. 
Apreciar el valor de la vida.
El valor de las cosas cotidianas que no siempre se aprecian, el abrazo el beso el saludo de manos. 
La fragilidad del ser humano no tiene raza género religión país riqueza o edad 
Que no hay riqueza del mundo que sostenga una crisis sanitaria global
No debemos pasarnos la vida entre miserias cotidianas sin valorar lo importante. 
Ojalá que al final de esta historia podamos aprender algo.